Delincuencia doblega autoridades

jueves, 23 de marzo de 2017

La ola delincuencial que azota el país ha puesto de rodillas y humillado a las autoridades que no encuentran la forma de restablecer el imperio de la ley, dejando entrever que los delincuentes han desbordado la capacidad de respuestas de las autoridades.
 
Fracasan una y otra vez los programas de seguridad ciudadana, ya que se limitan a operativos coyunturales que no se mantienen en el tiempo, mientras la población luce atemorizada, desamparada, en espera de políticas efectivas de prevención del crimen.
A menos de un mes de que el presidente Danilo Medina anunciara al país el diseño de nuevas estrategias contra la delincuencia, los robos, asaltos y crímenes con esos fines se han incrementado de manera alarmante.

Sólo en la última semana han sido asesinadas durante asaltos al menos siete personas, mientras otras ocho han resultado heridas, incluyendo a tres mujeres, lo que evidencia la debilidad de los programas de prevención de delitos.

La situación de inseguridad que vive el país ha sido humillante para la Policía y otros organismos del Estado encargados de velar por la seguridad ciudadana, obligando a la población, a cambiar sus hábitos de vida, incluso dejando de reportar los robos y asaltos, según revela la última encuesta Enhogar.

 
Las víctimas de los asaltantes durante la última semana fueron José Rafael Pichardo Almonte, en Santiago, María Ivelisse Martínez, en Montecristi, Jacquelín de la Cruz, en Villa Consuelo, y Delci Yapor Concepción, quien recibió un balazo cuando un exmilitar disparó a dos asaltantes en el sector Evaristo Morales.

 
En el mismo período los asaltantes mataron en Salcedo al comerciante Emidio de Jesús, mientras en San Pedro de Macorís perdió la vida el raso policial José Tillería, cuando intentó frustrar un asalto a una banca deportiva, al día siguiente, atracadores mataron en una estación de gas de Navarrete, al guardián Julio Alberto Martínez.

Mientras que en las acciones de los asaltantes han resultado heridos los hermanos Joselito y Carlito García, quienes atendían un colmado en La Vega. En la capital fue herido de bala Pedro Manuel Germosén, durante un atraco en la calle Peña Batlle.

Posición de Finjus...Los planes de seguridad ciudadana que han sido deficientes y fracasan porque se hacen de espaldas a la sociedad. La consideración es del vicepresidente de la Fundación Institucionalidad y Justicia, Servio Tulio Castaños Guzmán, quien afirmó que al Gobierno le ha faltado comunicación con la ciudadanía en el diseño de los planes de seguridad.
“Tú no puedes darle respuesta efectiva al tema de la criminalidad con un Estado separado de la sociedad. Lo que nadie conoce en este país son los contenidos del plan de seguridad del Gobierno”, dijo Castaños Guzmán, según publicó hoy El Caribe.
 
Otros heridos fueron Frisilio Osoria, cuando fue asaltado al abrir un colmado de su propiedad en el barrio Los Coquitos, en Santo Domingo Oeste. También Delfio Familia, en una banca de lotería en Las Charcas.

 
También fueron víctimas de los atracadores Javier de Jesús Pérez, en Licey al Medio; Sewi Clevily, en Las Canelas; David José, en Salcedo, y el motoconchista Jenry Lara Marte, en Los Frailes, Santo Domingo Este.

Lo que dijo Danilo....El pasado 27 de febrero, en su discurso de rendición de cuentas ante el Congreso Nacional el presidente Danilo Medina anunció que desde el Gobierno se implementaría una nueva estrategia contra la delincuencia y el crimen organizado, que incluía el reforzamiento de las instituciones competentes, así como el uso de nuevas tecnologías que contribuyan a garantizar la seguridad de la población.
 
El pasado 27 de febrero, en su discurso de rendición de cuentas ante el Congreso Nacional el presidente Medina anunció que desde el Gobierno se implementaría una nueva estrategia contra la delincuencia y el crimen organizado, que incluía el reforzamiento de las instituciones competentes, así como el uso de nuevas tecnologías que contribuyan a garantizar la seguridad de la población.

 
Sin embargo, estos datos no reflejan la realidad de un problema que es mayor, ya que solamente se tomaron los reportes dados por la Policía, y según la encuesta Enhogar dada a conocer por la Oficina Nacional de Estadística el pasado año, en la mayoría de los casos de robos o atracos las víctimas no se querellan.

 
El estudio señala que en el 71.4% de los casos de asaltos a personas, el 67.2% de robos a viviendas y el 62.9% de los atracos ocurridos en dicho periodo, no fueron presentadas denuncias ante la institución del orden.

 
Esa misma encuesta revela que la sensación de inseguridad generada por la delincuencia ha llevado a las personas a cambiar sus patrones habituales de comportamiento, restringiendo su movilidad y estilo de vida.